Log in Subscribe

Tres consejos para mantener a su familia segura en caso de un incendio en el hogar

Posted

(BPT) - ¿Sabía que puede tener menos de tres minutos para salir de su casa de forma segura si ocurre un incendio? Aunque recientemente la cantidad total de incendios domésticos se ha reducido, la cantidad de muertes causadas por ellos están aumentando. El fuego se mueve más rápido en la actualidad debido al uso de materiales sintéticos, materiales de construcción más livianos y los planos de concepto abierto que tienen menos paredes. El humo se mueve incluso más rápido que el fuego. Desafortunadamente, muchas familias no priorizan tener planes de evacuación en caso de un incendio como parte de su rutina regular. La encuesta anual al consumidor sobre la seguridad en caso de incendios que realizó el Instituto de Investigación de Seguridad Contra Incendios (Fire Safety Research Institute, FSRI), que es parte de UL Research, organización sin fines de lucro dedicada a estudiar la ciencias de la seguridad, reveló que 1 de cada 3 estadounidenses (32%) no tiene un plan de evacuación en caso de incendio. De los encuestados que lo tienen, 21% manifestó que nunca ha verificado su efectividad o practicado. Los participantes que dijeron no tener un plan mencionaron como razón principal que simplemente nunca han pensado en ello (51%).

Octubre es el Mes de la Prevención de Incendios y FSRI desea compartir con usted importantes consejos para mantener su hogar seguro.

1. Prepare y practique un plan de evacuación

Prepara planes de evacuación A, B y C para cada habitación y practíquelos regularmente con todos los que viven en el hogar. Si no puede ver la salida del Plan A, entonces tendrá que recurrir al Plan B para escapar de otra forma. Si estas rutas están bloqueadas permanezca detrás de una puerta cerrada, encienda la luz y marque el 911, este es el Plan C. Todas las personas que viven en la casa deben conocer los planes A, B y C y el punto de reunión fuera de la casa para que cada miembro de la familia pueda ser ubicado rápidamente si ocurre una emergencia.

2. Instale detectores de humo adecuadamente en su hogar y asegúrese de que estén funcionando

Inhalar humo es la principal causa de muerte cuando ocurren incendios en el hogar, pero solo 6 de cada 10 personas encuestadas están conscientes de esto. Como el humo está lleno de productos químicos tóxicos despide vapores que pueden desorientarlo, cuando los niveles tóxicos son lo suficientemente altos, una sola aspiración puede quemar sus pulmones y poner en peligro su vida. El humo se mueve rápidamente y en cuestión de segundos se propaga por el techo. En cuestión de minutos el humo de una habitación puede llenar una casa o apartamento de un piso penetrando en cualquier lugar que no esté detrás de una puerta cerrada. Cuanto más tiempo arda el incendio más espeso y tóxico será el humo, lo que le impedirá ver cómo salir de su hogar. Los detectores de humo le advierten del incendio a usted y a sus seres queridos con la mayor anticipación posible para que puedan salir del hogar de manera rápida y segura.

  • Instale detectores de humo en cada dormitorio, afuera de cada área separada donde duerma una persona y en cada piso de su hogar, incluyendo en el sótano.
  • Pruebe sus detectores de humo regularmente para asegurar que estén funcionando. Los detectores de humo deben probarse por lo menos dos veces al año. Estas alarmas tienen un botón de prueba. Apriete el botón de prueba. Si el detector está funcionando escuchará un sonido muy fuerte. Si el sonido es débil o no escucha ningún sonido reemplace las baterías o todo el detector si es un dispositivo sellado. Si sus detectores de humo tienen más de 10 años de uso instale detectores nuevos y compre productos recomendados o certificados por terceros imparciales.
  • Sepa cómo funcionan sus detectores de humo leyendo los materiales que vienen con sus dispositivos.

3. Cierre la puerta antes de dormir

De acuerdo con los estudios de FSRI, todos deben Cerrar la puerta antes de dormir. Una puerta cerrada puede ser una barrera efectiva contra niveles mortales de monóxido de carbono, humo y llamas y puede darles a todos más tiempo para responder cuando suena una alarma. Solo un tercio de los encuestados (33%) dijo que dormía siempre con la puerta cerrada. Entre los que afirmaron dormir con la puerta abierta, 13% piensa que es más seguro mientras que 26% afirmó que no tiene importancia.

La diferencia de temperatura entre una habitación con la puerta cerrada y una habitación con la puerta abierta puede ser de 900 grados. Mientras que una habitación con la puerta abierta puede alcanzar los 1,000 grados Fahrenheit, una habitación con la puerta cerrada solo alcanza 100 grados Fahrenheit.

Proteja su hogar siguiendo estos consejos para preparar a su familia y tener más paz mental. Para más información visite CloseYourDoor.org.